Síguenos:

La aerolínea ecuatoriana Tame optimiza su gestión para garantizar un mejor servicio

K2_TuePM-05E_November-0500RNovPM-05_0C4
El presidente de EMCO E.P, Edisson Garzón, y el presidente del directorio de Tame E.P, Ignacio Vallejo, anunciaron las estrategias de Tame.
Micaela Ayala V./Andes

La empresa busca tener mayor rentabilidad ya que ahora tiene una deuda que sobrepasado los 194 millones de dólares. Esto lo logrará con la optimización de recursos y reducción de personal.

Quito, 14 nov (Andes).-  Tame E.P, la única aerolínea del Ecuador, se encuentra en un proceso de reforzamiento empresarial y de optimización de recursos con miras a mejorar el servicio y la rentabilidad. 

“Tenemos un plan muy ambicioso porque va a ser una compañía con unos alquileres muy económicos, muy atractivos”, señaló Ignacio Vallejo, presidente del directorio de Tame E.P, en una rueda de prensa realizada este martes para anunciar las estrategias de la empresa. 

Una de las primeras acciones de la compañía será vender los bienes inmuebles que no utilizan, así como cinco aviones propios, y se dejará de usar tres aeronaves que alquilaba. La intención es reducir sus flojas aéreas de tres a una, para así gastar menos. A esto se suma una optimización  de la estructura organizacional del talento humano para lo cual habrá un proceso de jubilaciones y desvinculaciones voluntarias de empleados. Hasta el 30 de noviembre saldrán 80 personas de un total de 1.400 empleados.

Tame también ofrecerá precios más competitivos y priorizará las rutas domésticas, con el objetivo de estimular la demanda y la ocupación. 

La transformación de Tame E.P se inició con un nuevo plan de negocios, con lo que se logró en septiembre, cumplir con el 85% de la programación de vuelos y alcanzar el 79% de puntualidad, mientras que en octubre se registró el 98% de cumplimiento y 89% de regularidad. Adicionalmente los vuelos se incrementaron en 27% y el número de asiento en 63%.

“Hemos logrado, en muy poco tiempo, elevar a nuestra compañía  a unos estándares que ya son bastante apreciables. Hemos potenciado los destinos más sensibles como Loja, Santa Rosa, Salinas, Esmeraldas y Lago Agrio, donde solamente operamos nosotros porque a las demás compañías  no les interesa porque no son rentables. Nosotros tenemos la obligación de rentabilizarlas, por lo menos de mantener el punto de equilibrio entre ingresos y gastos”, puntualizó Vallejo.

Como parte de esta renovación, Edisson Garzón, presidente de la Empresa Coordinadora de Empresas públicas (EMCO), que acompañará a Tame en el proceso, explicó que se trabajará en un nuevo modelo de perfeccionamiento empresarial enfocado en 5 ejes: financiero, talento humano, empresarial, social y comunicacional.

“En este modelo de perfeccionamiento empresarial queremos llegar a todas las empresas públicas donde primará siempre el criterio empresarial en beneficio de todos los ciudadanos y ciudadanas. Recordemos que las empresas públicas son del público y para el público”, señaló Garzón.

Y añadió que en esta compañía se trabajará en la eficiencia en procesos para la reducción de costos y optimización de los recursos. “Tenemos la responsabilidad de maximizar la rentabilidad y minimizar todo riesgo de pérdida que pueda generar cualquier empresa pública”, dijo.

La deuda que mantiene Tame con proveedores nacionales y extranjeros, el ministerio de Finanzas y Petroecuador (por combustible), asciende a 194 millones de dólares. Asimismo, el estado adeuda a esta compañía 8 millones de dólares, por concepto de vuelos presidenciales y desplazamientos de personal de ministerios, que espera recuperar hasta el 15 de diciembre.

dvm/gc

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: