Ecuador cuestiona los conceptos capitalistas que generan injusticia laboral

Ciudadanos presentes en el Enlace Ciudadano número 270, efectuado este sábado en Quito. Foto: Presidencia

Quito, 05 may (Andes).- El primer mandatario Rafael Correa recordó este sábado el mejoramiento de las condiciones laborales de los ecuatorianos en el actual gobierno, a propósito de que el pasado martes fue el Día del Trabajador (1° de Mayo).

“Mejoró la calidad de los empleos, se acabó la tercerización, se aplicó más la afiliación al IESS”, dijo el Presidente, en cuyo Gobierno se insta el respeto de los derechos de las empleadas domésticas.

“Revisen, qué gobierno en la historia ha hecho tanto por los trabajadores como nosotros”, agregó durante el Enlace Ciudadano número 270, efectuado este sábado desde la Plaza Cívica Carapungo, en el norte de la capital.

En la misma línea, Rafael Correa refirió que la inversión extranjera puede ser beneficiosa o negativa, pero aupó que “los proyectos estratégicos sean ecuatorianos y no estén en manos extranjeras, como el Coca Codo Sinclair”.

Sobre las dirigencias sindicales “que no entienden las verdaderas necesidades de la clase trabajadora” dijo: “Eran oligarquías dentro de la propia clase trabajadora, encabezada por el MPD (…) no entienden ciertos dinosaurios dirigenciales”.

“La fuerza laboral es una definición capitalista y mercantilista, es un concepto muy restringido”, dijo al referirse a la falta de afiliación de las amas de casa. “Tenemos que pensar en ellas, porque no entran en esta categoría mercantil, es la paradoja de la ama de casa”, añadió.

“Ecuador está a la vanguardia en América Latina en cuestionar estos conceptos capitalistas en los que se generan grandes injusticias, como la no afiliación para las amas de casa al Seguro Social”, insistió el Mandatario, que recordó la separación de algunos burócratas del sector público por su escasa solvencia en el servicio.

Añadir nuevo comentario

Los comentarios publicados aquí son responsabilidad de quien los emite; la Agencia Andes implementa un mecanismo de auto regulación y puede decidir no publicar comentarios que lesionen los derechos consagrados en la Constitución y la Ley. (Ley de Comunicación, Art. 20).