Ecuador presenta convocatoria oficial de Hábitat III, la Cumbre de la ONU sobre Asentamientos Humanos

Quito, 16 feb (Andes).- En la Capilla que el excelso pintor ecuatoriano Oswaldo Guayasamín hizo construir para homenajear al Hombre, en Quito, el canciller Ricardo Patiño y la ministra de Desarrollo Urbano y Vivienda, María de los Ángeles Duarte, hicieron la convocatoria oficial para la Cumbre de la ONU sobre Asentamientos Humanos, Hábitat III, que se realizará del 17 al 20 de octubre de este año en la capital ecuatoriana.

En un mensaje grabado, Joan Clos, director ejecutivo de ONU-Hábitat III,  afirmó que “ahora tenemos la oportunidad de cambiar el paradigma urbano” y señaló que la urbanización no es un problema per se, pero sí la mala urbanización, por lo que la cita prevista será un proceso histórico para la planificación y edición de ciudades futuristas, justas y equitativas.

“Naciones Unidas es consciente de los esfuerzos, el compromiso y el entusiasmo que ha mostrado el Ecuador desde el primer momento en que nos hizo conocer su interés por ser la sede por la conferencia”, afirmó Clos tras agradecer por la colaboración para este evento al presidente de la República, Rafael Correa.

La ministra Duarte, quien preside el comité organizador por Ecuador, se refirió a los preparativos de esta Cumbre donde será muy importante, dijo, la participación de los gobiernos locales, los encargados de la planificación hacia el interior de los países, y los que sostendrán un encuentro en Quito como parte de este evento.

Mencionó que casi el 70% de la población mundial vive en las ciudades, fenómeno del cual Ecuador no es ajeno, con tradición agrícola y una población total de alrededor de 16 millones, entre quienes 10 millones viven en las áreas urbanas y apenas un 6% en el campo.

“Este proceso de urbanización es el que nos avoca a replantearnos la planificación y los conceptos que sobre asentamientos tenemos las naciones del mundo y a obtener y a llegar a compromisos para que estos procesos procuren un bienestar a las poblaciones y no lo que está sucediendo en algunos lugares del mundo y también en el Ecuador y el mundo que estos procesos urbanizativos pueden llegar a provocar las mayores tragedias humanas y las mayores miserias en ciertas zonas y cordones de miseria; esto se ve en muchas regiones y países de la región”, expresó.

Refirió que como consecuencia existen problemas como el limitado acceso de suelo apropiado, una de las grandes razones es el costo de suelo, lo que provoca segregación espacial; afectación en los cinturones de reserva ecológica (..), aumento acelerado de asentamientos en zonas de riesgo y persistencia del mercado informal, y la gran dificultad de gobiernos y países para asegurar dotación adecuada de servicios y equipamientos urbanos.

“Ese es el gran reto de la humanidad, es uno de los grandes debates que tendremos en esta reunión”, adelantó.

En tanto, el canciller Patiño señaló que Hábitat III en Ecuador será una oportunidad para repensar la urbanización a nivel global y dijo que el gobierno propuso a Quito como sede porque esa reflexión global sobre el destino de la humana que vive en las ciudades del mundo es también coincidente con lo que aquí se entiende como la Revolución Urbana.

“Hacemos nuestro el llamado de la Asamblea General a los gobiernos a esforzarse por promover el desarrollo urbano sostenible y examinar el papel de las ciudades y los asentamientos humanos, basándose en los resultados existentes en las conferencias que tratan la principales  cuestiones mundiales, como entre otras la Conferencia de las Partes en la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático”, señaló Patiño.

La Cumbre Hábitat I se realizó en Vancouver (Canadá, 1976) y Hábitat II en Estambul (Turquía, 1996).

yp/gc